Escuchala online

Día mundial contra la Trata de Personas

La ONG No a a Trata de Personas realiza una campaña de concientización y sensibilización por el Día Mundial contra la Trata de Personas

En dialogo con FM REPUBLICA 100.1, la referente de la ONG No a la Trata, Ana Maria Contreras, señaló que La trata de personas es un problema mundial y uno de los delitos más vergonzosos que existen, ya que priva de su dignidad a millones de personas en todo el mundo. Los tratantes engañan a mujeres, hombres y niños de todos los rincones del planeta y los someten diariamente a situaciones de explotación. Si bien la forma más conocida de trata de personas es la explotación sexual, cientos de miles de víctimas también son objeto de trata con fines de trabajo forzoso, servidumbre doméstica, mendicidad infantil o extracción de órganos.

Contreras comentó que en la jornada de hoy se llevará a cabo una  capacitación  destinada  a la  Agrupación Adelante  Mujeres, la cual tendrá lugar de 9  a 12,  respetando  la  distancia  social  y  obligatoria. El lugar de reunión será CIC Norte, dependiente del  Ministerio  de Desarrollo Social de  la  Provincia.

Ana Maria Contreras comentó que Catamarca no tiene estadísticas sobre trata de personas ni violencia de género, de acuerdo a los datos de la nación. Nosotros contamos con una base de datos que pueden servir y la dirección de Estadísticas está dispuesta a trabajar en ello.

Contreras agregó que La trata de personas afecta prácticamente a todos los países, ya sea como punto de origen, tránsito o destino, y se ha informado de que se ha explotado a víctimas de por lo menos 127 países

Contreras dijo ademas que "La trata de personas es uno de los negocios ilícitos más lucrativos, donde los grupos criminales obtienen unos beneficios de 3 mil millones de dólares al año, siendo éste un negocio considerable que se abastece de la población mundial más marginalizada".

De manera global, una de cada cinco víctimas son niños, aunque en las regiones y subregiones más pobres, como en África y el Gran Mekong, conforman la mayoría de las personas traficadas. Por su parte, las mujeres equivalen a dos tercios de las víctimas de la trata de personas en el mundo.


La lucha contra la trata de personas no debe considerarse solamente responsabilidad de las autoridades. Los ciudadanos comunes pueden ayudar a combatir ese delito siendo conscientes del problema y asegurándose de que la penosa situación de las víctimas no pase inadvertida. Hay muchos modos de ayudar a combatir ese delito y lograr buenos resultados:

Manténgase alerta: si ve algo que, a su entender, puede estar relacionado con la trata de personas, avise a la policía o use la línea telefónica de ayuda de la dependencia local contra la trata de personas, si la hubiera. Las sospechas pueden despertarse en el lugar de trabajo o en la vida privada; recuerde que puede haber víctimas de la trata en diversos sectores. Si no está seguro, es mejor equivocarse que dejar que otra víctima siga esclavizada.

Interésese: averigüe lo que se está haciendo en su comunidad, vea si puede hacer algo y aliente a sus amigos, familiares y vecinos a tomar más conciencia de ese delito. Muchas autoridades nacionales y organizaciones no gubernamentales participan en la lucha contra la trata de personas y existe un gran caudal de información en línea de esas fuentes.

La forma más común de trata de personas descubierta por las autoridades nacionales es la perpetrada con fines de explotación sexual. Se calcula que, de todos los casos de trata registrados a nivel mundial, el 79% correspondió a esa modalidad, en tanto que, al parecer, el 21% restante de las víctimas fue objeto de trata con fines de trabajo forzoso u otras formas de explotación. 

Cabe observar, sin embargo, que esas cifras no son definitivas y pueden estar distorsionadas, habida cuenta de la importancia y visibilidad de algunas formas de explotación, en comparación con otras. Por ejemplo, puede ser más fácil descubrir a trabajadoras sexuales que son víctimas de la trata que a trabajadores de granjas o fábricas que han sido objeto de trata. Por otra parte, puede tenerse la impresión errónea de que los hombres no son víctimas de ese delito, lo que distorsiona aún más los coeficientes. Según datos más recientes, ha aumentado el número de casos descubiertos de trata de personas con fines de trabajo forzoso y otras formas de explotación.
 

Comentarios Libres